Mesa para dos

Saludos para todo aquel que llega a estos recónditos lugares de la web y gracias de antemano por tomarte el tiempo de leer los pensamientos, historias y opiniones de alguien que solo quiere compartir un poco de su vida con aquellos que puedan llegar a sentir útiles estas palabras. este pequeño saludo es debido a que bueno, poco suelo escribir aquí pero recientemente varias cosas han sucedido en mi vida y este día mientras tomaba una ducha me sentí en la necesidad de compartir esta pequeña interpretación que imagine de ello.

Antes de saltar a la historia me gustaría recomendarles que lean completamente la entrada para evitar mal entendidos o cualquier otro tipo de situación incomoda. mi objetivo con este texto no es mas que contar dicha historia y esperar que pueda ser útil para alguien que pase por una situación igual o parecida. muchos dirán que no es algo por lo que haya que hacer un alboroto, es razonable y respetable que opinen de esa manera pero aun así yo pienso que al vivirlo es diferente y que quizá es difícil para algunos, como me sucede a mi superar este tipo de cosas.

Mesa para dos

Así que aquí estoy, hace seis años frente a un extraño café-bar, llueve mucho y hace demasiado frio. es como si hubiera aparecido de la nada en mi camino a casa, un lugar que no existía algo que no esperaba encontrar. su fachada simplemente te invitaba a entrar diciendo “ven, entra sabemos que buscas, sabemos que te gusta y aquí lo puedes encontrar” Estoy frustrado, los estudios y el deseo por cumplir con las expectativas de otros me agobian. repliego el paraguas y abro la puerta del local. una vez dentro una mesera me da la bienvenida y me da a conocer los diferentes servicios que ofrecían. de entre ellos me llamo mucho la atención el “área especial de diversión” solo tenia que consumir algo para entrar y la participación en los juegos era gratuita. necesitaba despejar un poco la mente así que aposte mi tarde por ello.

Tome una bebida y entre al salón, habían varios tipos de juegos, mas que todo video juegos pero también de mesa y otras actividades lúdicas. mientras daba una ojeada a ver en donde me ubicaba note que había algo extraño con las personas que se encontraban allí. parecían ausentes del mundo real, ni siquiera te miraban o se percataban que estabas cerca de ellos. los únicos que sentías en la realidad era el personal del local. en lo que le daba vueltas al asunto un asistente de las mesas me invito a sentarme en uno de los videojuegos, me comentaba que era grupal y se competía por el mayor puntaje con aquellos dentro, prácticamente como obligándome, no puse resistencia alguna y me senté. una vez allí fui recibido con bienvenidas por parte de algunos de los jugadores, ya estas personas se percataban de mi presencia una vez me sentaba frente a la pantalla, me pareció curioso pero el inicio del juego una vez mas no me dejo meditar el asunto.

Pasaron varias horas, ya estaba adentro, sentía como todo el peso de mi vida se había ido, pero mi sentido del tiempo me decía que debía irme ya, con una despedida y levantándome del asiento como si volviera de nuevo a la realidad aquellas personas ya no podía escucharlas y ellas eran indiferentes de mi presencia.

– Pareces un poco confundido, ¿ocurre algo?

Pensando que estaba lo suficientemente calmado, la pregunta de la bartender me hizo saber que no tenia buena expresión y mi incomprensión de la situación era evidente.

– Si.. como explicarlo, es que siento como si algo extraño pasara con las personas de este lugar…los clientes específicamente.

– Oh, ya veo eres nuevo por aquí, ven toma asiento te serviré algo. cortesía de la casa como bienvenida. te contare sobre este lugar, ya que por lo que vi se que volverás nuevamente. – Confiada de sus palabras obtuvo una afirmación de mi parte y me contó sobre el extraño lugar en el que me encontraba.

Salí del lugar aun un poco confuso pero con la seguridad de que volvería nuevamente y regrese al lugar donde vivía temporalmente. ya una vez en la cama después de haber adelantado algunos trabajos lo único que podía pensar era en Magia, por su puesto es la única explicación incluso ella decía que no sabia como funcionaba en realidad pese a trabajar allí. eso explicaba también la presencia de muchos extranjeros en el sitio y el hecho de que muy poca gente salia y entraba del lugar a pesar de haber cientos de personas dentro. el tiempo paso y por su puesto me volví cliente frecuente del lugar y obtuve un lugar promedio entre los jugadores, era parte de la comunidad. pero algo era muy cierto, no tenia ningún amigo allí así que no disfrutaba en la totalidad de lo que aquel lugar ofrecía. empezaba a aburrirme y un día la bartender me incito para consiguiera “un compañero de juegos” lo cual me traería muchos beneficios ademas que dejaría de estar como lobo solitario todo el tiempo. no lo pensé mucho y trate de socializar un poco, lo que yo no sabia es que aquella decisión si bien no seria un error, tendría un impacto grande en mi persona.

Esa noche decidí ser uno de los últimos que se retirara de la sala, quedamos dos personas. durante las actividades conversamos y de a poco conseguimos la suficiente confianza como para permitirnos el continuar nuestra conversación en lo que el personal del lugar llamaba “Mesas de confianza”, un gran salón con muchas mesas como si fuera un restaurante, y de hecho se podía pedir comida. mesas con dos asientos y otras con cuatro, ni mas ni menos en cada una, ella frente de mi como personas que acaban de conocerse deben sentarse a conversar. de unos cinco o seis años aproximadamente menor que yo se encontraba frente a mi una chica. que para aquella época solo se le podía ver como una niña o bien pre-adolescente y seguramente aun cursaba la escuela secundaria. y frente de ella un adolescente recién ingresado a la universidad. la incomodidad no se hizo esperar sentir, si bien no había nada extraño en ello nunca espere que la persona con la que terminaría conversando fuera una niña, eso era lo que pensaba. que podía decir, estaba mudo de palabras por que no era lo que esperaba. así que decidí hablar del juego para romper el hielo un poco, no había que incomodarse tanto, tampoco es como si estuviéramos haciendo algo malo, simplemente también pude ver que ella estaba incomoda. ¿olvide mencionar que nunca preste atención a quienes estaban sentados en la mesa de juegos? ¿o que hay juegos en los que ni siquiera se puede ver con quien estas compitiendo hasta que sales del mismo? pues lo siento, tomalo como una explicación forzada de la situación.

Elogiar su habilidad en el juego, si fue lo único que se me ocurrió ya que nunca pensé que alguien de esa edad fuera tan bueno en un juego complicado como ese. y lo digo por que yo no era muy bueno que digamos, solo promedio, promedio por favor. pasaron varias semanas y continuamos viéndonos para participar en los juegos, no hacíamos mal equipo y pasábamos un buen rato juntos. había conseguido mi compañera de juegos y todo estaba bien. conforme fuimos construyendo confianza ya empezamos a compartir cosas sobre nuestra vida y fue entonces cuando todo empezó como a oscurecerse un poco. ya que esa persona tenia muchos problemas, le ofrecí mi ayuda y bueno esperando que al menos pudiera hacer algo por ella.

Había algo particular con ella, siempre pedía una mesa para dos personas cuando entrabamos en las mesas de confianza, era lo usual pues no teníamos a nadie mas con quien conversar. un día nos dirigíamos a ello, cuando ella me pide que aparte una mesa para cuatro y la espere allá. tome mi lugar, luego de esperar ella llego con otra persona la cual sentó a su lado, era extraño pero era como si esa persona no estuviera allí sentada, es decir no podía escucharla ni verla claramente, y al parecer esa persona tampoco. el caso fue que esa era su pareja y bueno me contaba varias cosas no ocurría nada y todo transcurrió normal. lo que si se volvía extraño es que siempre la traía y desde entonces nos encontrábamos en una mesa de cuatro y como siempre, nunca hablaba ni se le veía claramente como si de un personaje censurado se tratara, y bueno digamos que yo tampoco estaba muy interesado en conocerle. el resto del tiempo paso así.

Hubo altibajos en nuestras vidas, también hubo momentos en que volvíamos a la mesa de dos y nuestra relación se estrechaba mas y mas. el problema es que yo estaba tratando de llevar las cosas por un camino diferente de la amistad. incluso hubo épocas en las que dejaba de ir al lugar por muchos días y las cosas simplemente se tornaban incomodas cuando volvíamos a una mesa de cuatro en la que un “personaje censurado” se sentaba a su lado, pasaron los años y pues me había dado cuenta que había caído en el amor hacia ella. no me podía culpar por ello habíamos pasado por tantas cosas, y era alguien de mi agrado con quien compartíamos muchas cosas. siguió pasando el tiempo y aun me encontraba sentado en el puesto de frente a la pareja, me decía a mi mismo que mientras la viera sonreír, si mi presencia en esta silla hace que sea feliz entonces aceptare esta situación incomoda. no paso mucho tiempo hasta que le comente sobre lo que yo sentía, ella simplemente me contestaba con una sonrisa y me daba una negativa no hiriente. si lo hice varias veces, incluso cuando estábamos en la mesa para dos. pero bueno aun seguía sentado allí, me llenaba de alguna manera. estar allí y mi compañera era feliz.

no se si conoces la historia o bueno no se como llamarlo ahora, sobre el hilo rojo del destino. tomemos un poco ese ejemplo, nosotros compartíamos un hilo pero tenia dos colores distintos en mi extremo era rojo, y el de ella azul (simbolizaremos la amistad aquí), ella en su otra mano compartía otro hilo rojo cuyo extremo era de color blanco con el “personaje censurado” de aquel momento, para mi era imperceptible el color total de ese hilo no lo podía saber y mi conversación con la chica solo hacia que mi juicio sobre ese hilo se nublara mas. tomábamos té ese día todo seguía normal e igual. una vez mas sus palabras me hicieron cuestionar el verdadero color del hilo de aquel personaje, siempre le aconsejaba sobre que podía hacer sobre ello, pero en una inesperada respuesta, por primera vez sus palabras causaron una reacción negativa en mi, sentía como si hubieran atravesado mi cuerpo con una lanza y golpeado mi cabeza con un bate de béisbol. fue así chocante, el momento en el que me di cuenta que había invertido seis años de mi vida en un deseo inalcanzable, que me había engañado todo este tiempo para sentirme bien sentado en esa mesa de cuatro con aquella pareja. fue un pequeño pero significativo punto de quiebre. luego también pude ver que aquel lugar mágico en realidad se había vuelto una trampa para sacarme de la realidad y que me había perdido en el.

– Me debo ir, no te preocupes seguiremos hablando luego. nada cambiara.

le había mencionado esas palabras por que pude ver que se encontraba arrepentida de lo que me había dicho, me levante de la mesa y le pedí a la bartender una bebida, agradeciéndole por todo y despidiéndome de ella deje aquel lugar extraño pero esta vez ya no iba regresar a el, regrese a casa de manera normal, me di cuenta que había muchas cosas que me estaba perdiendo por dar mi tiempo a un… puedes llamarlo como quieras, capricho, deseo, obsesión, amor. que definitivamente nunca podría alcanzar algo que tuve muy claro desde hace tiempo pero recién pude darme cuenta. decidí irme de la ciudad y buscarme a mi mismo. no puedo decir que no me dolió y que no me molesto por que estaría mintiendo. seguí conversando con aquella persona por otro medio, pero aquel hilo que nos unía pude ver que mi extremo se encontraba de un gris muy oscuro, así que preferí dejar las cosas como cuando eran al principio “somos dos desconocidos que se sientan en una mesa a jugar y se divierten” y corte el hilo definitivamente. espero que algún día pueda sentarme en aquellas mesas de confianza nuevamente, pero esta vez al lado de alguien en una mesa para dos, pero por ahora seguiré la vida dedicándome un poco mas de tiempo a mi.

Con esta pequeña historia no busco herir, molestar o hacer sentir mal a nadie. simplemente quiero compartir mi experiencia de un amor no correspondido. no puedo negar que no estimaba la posibilidad de encontrar a alguien a quien amar, en ella al principio vi una amiga. paso el tiempo y muchas cosas y luego simplemente había decidido que esperaría lo que fuera para poder estar a su lado. pero yo me estaba equivocando, es irónico por que gracias a ella es que me pude dar cuenta de ello. la idea es que amiga o amigo que este leyendo esto, si de casualidad te encuentras en una situación así. por favor considera y piensa muy bien que es lo que estas haciendo. no te digo que no luches por el amor ni nada parecido. sino que no te desgastes si ves que definitivamente no hay forma, no vale la pena engañarse y pasar malos ratos sabiendo que ahí no puede surgir nada. ademas también hay que pensar en la persona, que tal que nuestros sentimientos simplemente sean una molestia para ellos. estaríamos siendo muy malos amigos. yo no culpo a aquella chica de nada, de hecho a pesar de que pude haber hecho muchas otras cosas sin haberla conocido, me divertí mucho durante el tiempo que estuve con ella y llegue a comprender lo que es amar a alguien. mi molestia es conmigo mismo por no haber realizado que me estaba haciendo daño durante el proceso.

se que a lo mejor en la historia no pude expresar bien lo que quería, pero tampoco puedo dar mas detalles sobre ello trate de ilustrarlo de una forma diferente, me gusta escribir pero no soy un profesional y tampoco es que esa sea mi meta así que me disculpo si cometo algunos errores de redacción. también tengo ese problema de que pienso algo perfecto para escribir pero se me olvida entonces las ideas me quedan un poco frustradas. nuevamente te agradezco haber leído esta entrada, espero que mi consejo o mi historia te puedan haber ayudado de alguna manera.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s